viernes, 4 de junio de 2010

Mañana, Día Mundial del Medioambiente

Desde 1973, cada 5 de junio, se celebra, en el mundo entero, el Día del Medio Ambiente. Fue establecido por las Naciones Unidas en diciembre de 1972 para sensibilizar a la opinión general con los temas ambientales enfocando la atención y la acción política y social.

Para intentar motivar y captar la atención, expertos de la ONU sacaron un nuevo informe durante una conferencia en Nairobi, explicando que restaurar los ecosistemas dañados o perdidos no era solo una cuestión de sentido común sino un modo de generar empleo y combatir la pobreza (siempre tiene un buen impacto durante los periodos de crisis).

Es decir que no hay que ver esta lucha del medioambiente solo desde un punto de vista humano, sino más bien económico.

Tim Kasten, subdirector de la división de Implementación de la Política Medioambiental del PNUMA, explico que para convencer había que hablar en el idioma que funciona con los dirigentes, el idioma de la economía. Añadió que “los ecosistemas naturales pueden proporcionar seguridad alimentaria, medios para ganarse el sustento, combatir la pobreza, crear empleos y promover el desarrollo económico en general".

Un experto de la ONU señaló además que "el coste de restaurar un ecosistema dañado es diez veces mayor que el de conservar y administrar adecuadamente uno aún sano".

Así que basta de encontrar excusas, tenemos un planeta que salvar. Espero que los dirigentes del mundo tomarán el tiempo de leer y entender estos informes y que por fin se pondrán las pilas para mejorar el futuro de las nuevas generaciones.

No hay comentarios: